Blas Infante

Político, escritor, notario e intelectual, Blas Infante Pérez (Casares, 5 de julio de 1885-Sevilla, 11 de agosto de 1936) fue el precursor del impulso colectivo que hizo posible la consecución del autogobierno que hoy representa el Estatuto de Autonomía para Andalucía. 

Su papel fue decisivo en la configuración de la identidad andaluza y dotó de una simbología propia a la comunidad mediante la creación de nuestra bandera, escudo e himno. 

Infante impulsó y defendió nuestra autonomía política con un discurso regeneracionista, integrador y solidario con el resto de los pueblos de España.  

Frente al odio, el antagonismo o el resentimiento, Blas Infante defendió la cooperación entre los individuos y los pueblos, y el mestizaje y cosmopolitismo como valores identitarios de la comunidad andaluza.  

En el tiempo que le tocó vivir, en el contexto de una Andalucía marginada, lastrada por la desigualdad, el analfabetismo, el paro o la emigración, Infante fue firme impulsor y defensor de una Andalucía de carácter universal destinada a jugar un papel preponderante en el Estado español. 

Fuente de inspiración y ejemplo de unión para el pueblo andaluz, Blas Infante fue reconocido como Padre de la Patria Andaluza en un acto de justicia histórica por el Parlamento de Andalucía en abril de 1983 y nombrado presidente de honor de la Junta de Andalucía en mayo de 2010. 

Reconocimiento de Blas Infante como Padre de la Patria Andaluza
Blas Infante en el Estatuto de Autonomía de Andalucía
Nombramiento como Presidente de Honor de la Junta de Andalucía

La Casa de la Alegría

¿Cómo navegar?

A continuación, te proponemos conocer paso a paso la Casa de la Alegría. Descubre en cada una de sus estancias la faceta más íntima y personal de Blas Infante, Padre de la Patria Andaluza.

Sitúate en cualquiera de la salas numeradas y al hacer clic, podrás conocer la información específica asociada a la sala seleccionada. Si prefieres, puedes navegar por el mapa o hacerlo gracias a las flechas que acompañan a la ventana emergente.

Galería de la Casa de Blas Infante

Despacho de Blas Infante

Antiguo dormitorio de la madre de Blas Infante, Ginesa Pérez

Dormitorio de Blas Infante

Comedor de los moros

Dormitorio de las hijas de Blas Infante

Cocina

Baño

Vestíbulo

Patio interior

Salón de las columnas

Biblioteca

Sala de la música

Aula de Blas Infante

1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14

La Casa de la Alegría, tal y como la denominó Blas Infante, forma parte del patrimonio histórico y simbólico de todos los andaluces.  

Declarada Bien de Interés Cultural por la Junta de Andalucía en 2006 y reconocida como primer Lugar de Memoria en 2011, su visita ayuda a conocer la figura del Padre de la Patria Andaluza a través de las estancias que él mismo diseñó y en las que imprimió su carácter y su pensamiento.  

Fue el propio Blas Infante quien proyectó la casa como residencia familiar entre 1931 y 1933, ejerciendo de arquitecto, decorador e incluso, de maestro de obras. Se ocupó personalmente de seleccionar y contratar a los operarios y artesanos que trabajaron en la construcción de la vivienda, como queda patente en el manuscrito titulado irónicamente El latifundio, en el que están consignadas de su puño y letra anotaciones relativas a los detalles de su edificación. Todo ello explica la impronta personal del inmueble.

 La Casa de la Alegría recrea elementos de varias épocas históricas: almenas decorativas hispanomusulmanas, yeserías y ventanas de inspiración andalusí e interiores que evocan tanto en la arquitectura andalusí, como en el clasicismo que sigue la corriente historicista del regionalismo sevillano de principios del siglo XX.  

Blas Infante orientó la fachada principal de la casa hacia el Guadalquivir. La vivienda tiene una planta rectangular de 914,93 m2, conformada por dos cuerpos diferenciados –tomando en consideración tanto los sistemas constructivos, como su decoración interior–, aunque vinculados entre sí por una galería central que recorre longitudinalmente toda la construcción.  

Infante acometió primero la obra de la parte “noble”, en la que desplegó la iconografía islámica que había conocido durante sus viajes por Andalucía y Marruecos, para después centrarse en la parte “doméstica”, en la que el repertorio formal es más ecléctico y se hace evidente la influencia del regionalismo sevillano, tan en boga a finales de los años veinte del siglo XX.  

El exterior de la edificación es de ladrillo visto. Tanto la apariencia exterior, como su disposición original, han sido conservadas íntegramente, sin que se hayan introducido modificaciones, salvo las imprescindibles para la seguridad estructural y la protección frente al agua, principal agente agresor de la vivienda.   

De las varias salas con las que cuenta la casa, cuatro son de tipo histórico: el despacho, la biblioteca, el salón de las columnas y el comedor de los frescos. En estos espacios se conservan algunos muebles, enseres y libros legados por la Infante, entre los que destacan el sillón de su despacho, que en su día perteneció a Emilio Castelar, así como la radio de galena y el altavoz que sirvieron como pretexto para detenerle, la madrugada del 2 de agosto de 1936.  

La casa alberga también la biblioteca de Blas Infante que atesora cerca de 1.800 títulos, entre libros y revistas de temas variados: historia, derecho, música, medicina y literatura, además de una importante colección de diccionarios y gramáticas de lenguas extranjeras. 

Biografía de Blas Infante

Nacimiento
5 de julio de 1885
Estudios en Archidona
1896-1899
Bachillerato
1899 y 1902
Regreso a Casares
1902-1904
Titulación en Derecho
1904-1906
Oposiciones a notario
1909-1910
Cantillana
1910-1915
Ideal Andaluz
1915
Centros andaluces
1916
Asamblea de Ronda
1918
Angustias García Parias
1919
Isla Cristina
1920-1930
Casa de la Alegría
1931
Complot de Tablada
1931
Cuestión Agraria
1932
Asamblea de Córdoba
1933
A todos los Andaluces
Junio-Julio de 1936
Fusilamiento
Agosto de 1936
La sentencia
1940
Padre de la Patria Andaluza
1983
Presidente de Honor
2010

Blas Infante nació el 5 de julio de 1885 en la localidad malagueña de Casares. Aquí cursó sus estudios primarios. Diez años más tarde, ingresó como alumno interno en los Escolapios de Archidona (Málaga), donde estudió el bachillerato hasta 1899.  

Tras su regreso a Casares, trabajó durante un tiempo como escribiente en el Juzgado Municipal hasta 1904, año en el que se trasladó a Granada para estudiar Derecho. Tras obtener la licenciatura año y medio más tarde, de vuelta a su pueblo natal preparó las oposiciones de notario, que aprobó en 1909, otorgándole la posibilidad de ejercer en la notaría de Cantillana (Sevilla).

En este periodo, entra en contacto con el mundo político e intelectual del Ateneo de Sevilla, donde se impregna de la preocupación por las reformas políticas, la problemática social y las cuestiones andaluzas. Aquí presentó en 1914 su ópera prima, Ideal Andaluz, publicada un año más tarde en el contexto de una profunda crisis social, política y territorial. 

Célebre es una de las citas de esta obra en la que expresa su visión de la Andalucía campesina y trabajadora, en la que creció: 


"Yo tengo clavada en mi conciencia, desde mi infancia, la visión sombría del jornalero. Yo le he visto pasear su hambre por las calles del pueblo, confundiendo su agonía con la agonía triste de las tardes invernales (...) los he contemplado en los cortijos, desarrollando una vida que se confunde con la de las bestias; les he visto dormir hacinados en las sucias gañanías, comer el negro pan de los esclavos, esponjado en el gazpacho mal oliente (…) trabajar de sol a sol, empapados por la lluvia en el invierno, caldeados en la siega por los ardores de la canícula."
— Blas Infante Pérez, Ideal Andaluz (1915).

En Ideal Andaluz, considerada una de las obras más importantes de su trayectoria política e intelectual, Infante aporta muchos de los postulados que desarrolló y defendió a lo largo de su vida y que definen el carácter humanista de su pensamiento político: la apuesta social por una reforma agraria que propiciase la creación de una clase media campesina; la defensa del universalismo ético y la construcción de una senda cosmopolita, igualitarista, federalista, municipalista, cooperativa y democrática.  

En 1916 fundó el primer Centro Andaluz en Sevilla con el propósito de crear un órgano de expresión de la realidad cultural y social de Andalucía. Comienza de este modo a dar forma a la lucha por la autonomía. En esta línea, promovió la celebración de la Asamblea de Ronda de 1918, en la que se asume la Constitución Federal de Antequera de 1883 que pretendía la integración en un Estado conformado por varias entidades territoriales, y donde se aprueban la bandera blanca y verde y el escudo de Hércules triunfador como símbolos de Andalucía.  

En 1919 redactó el Manifiesto de Córdoba, en el que reivindica a Andalucía como nación. En ese mismo año contrajo matrimonio con Angustia García Parias, madre de sus cuatro hijos: Luisa, María de los Ángeles, Luis y Alegría. 

Con la llegada de la Dictadura de Primo de Rivera en 1923 se suprimen los Centros Andaluces y Blas Infante se traslada a Isla Cristina como notario. Vivió allí una etapa de “exilio interior” dedicado al estudio y a la familia, mientras observaba cómo se desvanecían los logros conseguidos hasta el momento en la lucha por la autonomía, entre ellos, la clausura de los Centros Andaluces. 

Durante este periodo, viajó por Marruecos en busca de la tumba de Al–Motamid (último rey de Sevilla) e investigó los orígenes del flamenco. Esta etapa se prolongaría hasta 1931, año de proclamación de la Segunda República. Blas Infante regresó a Sevilla como notario de Coria del Río. Allí levantó Dar–al–farah (la Casa de la Alegría), donde pasará los últimos años de su vida.  

Desde esta residencia, retomó su labor pro–Estatuto y volvió al terreno de la política formando parte, sin éxito, de algunas candidaturas andalucistas y redactando un proyecto de Reforma Agraria que se paralizó en las Cortes.  

En un clima convulso a nivel político y social, se preparó el referéndum para aprobar el ansiado Estatuto de Autonomía de Andalucía, pero el estallido de la Guerra Civil en 1936 frenó en seco todas las aspiraciones autonomistas, cobrándose en Blas Infante a una de sus primeras víctimas. 

El 2 de agosto de 1936 es detenido y el día 11 es fusilado en la carretera de Sevilla a Carmona. Cuatro años después, se dictó una condena a muerte en su contra "por haberse significado como propagandista para la constitución de un partido andalucista o regionalista andaluz". 

Legado bibliográfico y documental

Desde el Museo de la Autonomía de Andalucía se trabaja en la conservación, difusión e investigación de una parte sustantiva del patrimonio intelectual de Blas Infante, del que forman parte tanto su legado bibliográfico como un volumen notable de publicaciones y documentos relacionados con la figura del Padre de la Patria Andaluza, entre manuscritos originales y referencias en prensa.  Fruto de su actividad profesional como notario, su compromiso político, su afición por la literatura, la historia, la filosofía, la música o el folclore, la obra de Blas Infante es prolífica y heterogénea. Su contribución a  la autonomía de Andalucía no sólo queda reflejada en diferentes publicaciones, sino también en numerosos escritos y documentos personales. 

Asimismo, a través de la colección de libros y revistas que integran su biblioteca personal, se pone de manifiesto la inquietud intelectual de un pensador ecléctico, comprometido con su tiempo y amante y defensor incansable de la identidad andaluza.   

La biblioteca personal de Blas Infante junto con el material archivístico hallado en su casa de Coria del Río puede ser consultado en sala por toda persona que acredite su condición investigadora.  Algunos documentos, especialmente libros antiguos de la biblioteca personal, están sujetos a condiciones especiales de conservación debido a su estado de deterioro, por lo que el servicio de reprografía queda excluido para este tipo de documentación. 

Para una visita presencial es imprescindible cita previa y puede solicitarse a través del correo documentacion@fundacioncentra.es

Obras clave de Blas Infante

Es difícil sintetizar en un listado bibliográfico la prolífica obra de Blas Infante en pro de la Autonomía andaluza, ya que su contribución a esta lucha no sólo queda reflejada en diferentes publicaciones, sino también en numerosos escritos y documentos.

Conócelas __
Archivo de Blas Infante

La colección de libros y revistas que Blas Infante reunió a lo largo de su vida conforman una biblioteca privada, reflejo de un pensador ecléctico, un intelectual de perfil positivista, un hombre comprometido con su tiempo y su tierra, amante del flamenco, defensor incansable de la identidad andaluza. La biblioteca de Blas Infante es una biblioteca dinámica, con vocación universal y enciclopédica.

Conócelo __
Fondo Blas Infante en la prensa

Este fondo documental recopila y recoge la presencia de Blas Infante en la prensa. Reúne sus artículos y colaboraciones desde 1910 a 1936, además de artículos periodísticos relativos a Infante desde la Transición a la actualidad.

Conócelo __
Biblioteca de Blas Infante

La colección de libros y revistas que Blas Infante reunió a lo largo de su vida conforman una biblioteca privada, reflejo de un pensador ecléctico, un intelectual de perfil positivista, un hombre comprometido con su tiempo y su tierra, amante del flamenco, defensor incansable de la identidad andaluza. La biblioteca de Blas Infante es una biblioteca dinámica, con vocación universal y enciclopédica.

Conócela __
Ediciones críticas

Con el objetivo de presentar el pensamiento del Padre de la Patria andaluza, contextualizado y revisado a la luz del actual estado del conocimiento científico, la Fundación Centro de Estudios Andaluces y la Fundación Blas Infante han asumido la tarea de editar las obras completas de Blas Infante en edición crítica.

Conócelas __

Blas Infante y sus músicas

Blas Infante atesoró una heterogénea colección de libros, revistas y discos en su biblioteca personal cuyo contenido refleja a un pensador ecléctico, un hombre comprometido con su tiempo y su tierra, amante de la música, del flamenco y de la historia. No podemos olvidar que Infante fue el autor del himno de Andalucía, junto al maestro José Castillo, inspirado en el canto popular Santo Dios, ni que uno de sus libros principales tiene a la música como pilar: Orígenes de lo flamenco y secreto del cante jondo.

Su inquietud intelectual le llevó a adquirir una colección discográfica inusual para su tiempo, compuesta por 46 discos de pizarra de doble cara.

A iniciativa del director de la Fundación Centro de Estudios Andaluces, Tristán Pertíñez Blasco, se ha llevado a cabo un proyecto científico y divulgativo que ha permitido recuperar las músicas que escuchó Blas Infante y que, en la actualidad, son muy desconocidas. Así, la profesora Manuela Cortés, de la Universidad de Granada, ha realizado un estudio sobre estos discos. De otro lado, el ciclo de conciertos Blas Infante y sus músicas, organizado en julio de 2022 por la Fundación Centro de Estudios Andaluces, en colaboración con la Fundación Tres Culturas del Mediterráneo, la Fundación El Legado Andalusí, la Fundación Barenboim-Said y el Instituto Andaluz del Flamenco, ha rescatado este legado musical que ahora puedes ver en Youtube.

Música clásica

Blas Infante atesoró tres discos de música clásica europea: uno recoge una sonata del compositor ruso Mijail Ivanovich Glinka (1804-1857) y otros dos reproducen valses vieneses.
Este recital de piano, de Olga García Rodríguez y Luis del Ojo Sánchez, alumnos de la Fundación Barenboim-Said, recoge la interpretación de Alouette y la Elegía de Glinka, así como piezas de compositores coetáneos a Blas Infante como Isaac Albéniz, Manuel de Falla, Enrique Granados. También sonó el Preludio La puerta del vino de Claude Debussy.

Ver el concierto __
Flamenco

El flamenco fue estudiado con gran interés por Blas Infante, como rasgo identitario singular y único de Andalucía. En su colección figuran discos de artistas como El Mochuelo, José Cepero, Manuel Centeno, Manuel Vallejo, Miguel Burrul, Canario de Colmenar, Antonio Grau y El Niño de la Rosa Fina.
El cantaor onubense Jeromo Segura y el guitarrista Álvaro Mora han estudiado cada pieza, hoy en día prácticamente inencontrables, para interpretarlas en este concierto tal y como fueron grabadas originalmente.

ver el concierto __
Música del Magreb (Marruecos, Túnez y Argelia)

Las formas musicales andalusíes que aparecen en veinte discos de pizarra de Infante están muy diversificadas.
La importancia de este fondo discográfico radica en la pluralidad de músicas y géneros, así como en el desconocimiento de las mismas en esta orilla y la práctica ausencia de estudios al respecto.
El grupo Al Angham, encabezado por la cantante Habiba Chaouf, realiza en este concierto un viaje de ida y vuelta al norte de África para escuchar músicas de Marruecos, Argelia y Túnez.

Ver el concierto __

Ruta Blas Infante

La Casa de la Alegría en el municipio sevillano de Coria del Río forma parte de la Ruta Blas Infante, una iniciativa cultural, educativa y turística integrada por ocho municipios andaluces ligados a la memoria y a la trayectoria política e intelectual del Padre de la Patria Andaluza. 

Junto a Coria del Río, esta Ruta está impulsada por los ayuntamientos de Casares, Manilva, Archidona, Peñaflor, Isla Cristina, Cantillana y Castro del Río, localidades andaluzas en las que nació y creció, estudió, residió o trabajó, y que protagonizan algún momento determinante de su itinerario vital.

Para dar a conocer la Ruta Blas Infante, el Museo de la Autonomía de Andalucía ha desarrollado una aplicación interactiva con contenido audiovisual, disponible en el Aula Blas Infante. La aplicación contiene fotografías y vídeos explicativos de cada uno de los ocho pueblos que integran la Ruta y el sentido de su vinculación al autor de Ideal Andaluz.